La alimentación juega un papel clave en nuestra calidad de vida y en el bienestar de nuestro cuerpo. Por ello, es fundamental conocer cuáles son los beneficios de la dieta mediterránea y cómo puede mejorar nuestra salud este tipo de alimentación.

¿Te gustaría identificar cuáles son las ventajas de seguir una dieta mediterránea? Quédate a leer este post, tes mostramos todo lo que debes saber a continuación.

Previene la obesidad

Una de las grandes oportunidades que nos brinda la dieta mediterránea es su capacidad para prevenir la obesidad. Lo cocina típica de esta dieta incluye el consumo de numerosas frutas y verduras, las cuales ayudarán a controlar nuestro peso y mantener una ingesta calórica adecuada.

Además, los frutos secos que también son muy comunes en esta alimentación tienen un elevado poder saciante, situándose como un snack ideal para comer a media mañana o a media tarde.

Evita enfermedades cardiovasculares

La dieta mediterránea también actúa como condicionante para evitar las enfermedades cardiovasculares. Una de las razones que justifican este hecho es el consumo frecuente que se realiza de pescado azul, aportando propiedades que mitigan la aparición de dichas patologías.

De igual modo, su riqueza en frutas y verduras nos permitirá obtener antioxidantes, fibra, minerales y vitaminas que regulan nuestro colesterol en sangre, mejorado así nuestro sistema cardiovascular.

Previene la diabetes

La diabetes es otra de las problemáticas que conseguimos minimizar si comemos platos en relación con la dieta mediterránea. El bajo contenido en grasas de esta alimentación sirve para tener un mayor control del nivel de glucosa que hay en nuestro organismo, permitiendo reducir la posibilidad de padecer diabetes.

Igualmente, uno de los ingredientes claves de dicha dieta es el aceite de oliva, mucho más saludable que cocinar con mantequilla o aderezar las ensaladas con salsas.

Beneficia a la memoria

Nuestra mente y nuestra memoria también se ven favorecidas cuando nos alimentamos mediante una dieta mediterránea. El pescado azul, los frutos secos y las verduras de hoja verde nos aportan propiedades como el omega 3, las ácidos grasos poliinsaturados y determinadas vitaminas que refuerzan nuestra memoria y nuestras capacidades cognitivas.

De la misma manera, gracias a dichos alimentos podemos prevenir enfermedades degenerativas en relación con la memoria, como es el caso del Alzheimer.

Mejora la salud ósea

Finalmente, cabe resaltar que el calcio que encontramos en alimentos básicos de la dieta mediterránea como el pescado, los huevos, ciertos vegetales o la leche ayudarán a mejorar nuestra estructura ósea y a reforzar nuestro huesos. Así, sufriremos menor riesgo de roturas.

Como se ha podido observar a lo largo de este post sobre los beneficios de la dieta mediterránea, a través de este tipo de alimentación podemos prevenir un gran número de enfermedades y mejorar nuestro estilo de vida, consiguiendo disfrutar de un cuerpo sano durante un mayor número de años.

Si te gustaría adquirir frutas y verduras ecológicas de gran sabor y cultivadas con métodos responsables con el medio ambiente para adoptar hábitos saludables y basar tu alimentación en una dieta mediterránea, no olvides visitar nuestra tienda online. ¡En Ecohuerta Níjar cultivamos bienestar, a la vez que hacemos llegar nuestros productos sin intermediarios, de la huerta a tu casa!

Síguenos en nuestra cuenta de Facebook e Instagram para conocer mucha más información y consejos sobre alimentación.

Abrir chat
1
Hola 👋
¿En qué podemos ayudarte?